Churros de Chocolate

Algo de historia de los Churros de Chocolate

Si hay un dulce que gusta a la mayoría de los Españoles y que podemos encontrar en la mayoría de fiestas y ferias de todas las ciudades de España, estos son los churros.

Se trata de una masa a base de harina cocinada en aceite, que son populares en España, Portugal, Francia, América Latina, Filipinas, Bélgica y algunas zonas de los Estados Unidos. La fabricación y venta se realiza en locales especializados denominados churrerías o fábricas de churros.​

Sus ingredientes básicos son agua y harina de trigo generalmente, aunque puede ser de otro origen, aceite y sal.

Su forma puede ser recta, en forma de bastón, en lazos o rulos (espirales). En sus variantes modernas, a veces pueden tener relleno o estar rebozados de azúcar, chocolate, crema pastelera o dulce de leche. Suelen consumirse en el desayuno o en la merienda, junto con una taza de chocolate caliente o café con leche.

El origen de los churros no está claro, hay teorías para todos los gustos, aunque una de ellas dice que fueron inventados por pastores españoles para sustituir el pan fresco. La masa de los churros es fácil de producir y freír en un fuego abierto en las montañas, donde los pastores vivían la mayor parte del tiempo.

En este caso os proponemos una receta de churros de chocolate.

churro de chocolate
Churro de Chocolate

Ingredientes para 2 personas

250 gr de harina de trigo

250 ml de leche entera

4 cucharadas soperas de azúcar

4 cucharadas soperas de cacao en polvo

4 cucharadas pequeñas tamaño cortado de levadura

2 cucharadas pequeñas tamaño cortado de bicarbonato

Aceite de girasol, en abundancia para freír.

Preparación

En primer lugar, templaremos un poquito la leche en el microhondas.

Mezclaremos todos los ingredientes en un bol hasta que quede una pasta homogénea.

Si vemos que queda demasiado espeso para nuestro gusto, podremos poner un poquito más de leche.

Una vez quede todo bien mezclado, lo taparemos con un poco de film de plástico y lo dejaremos reposar una media hora.

Pondremos el aceite a calentar en una sartén, hasta que veamos que hierve.

Pondremos le mezcla en una manga pastelera que tenga el agujero a inferior a nuestro gusto.

Si la manga pastelera tiene el agujero pequeño, siempre podemos cortar un poquito la manga para que quede un agujero más grande.

Antes de poner la mezcla en la manga pastelera, doblaremos un poco la punta inferior de la manga pastelera, y pondremos una pinza para que la mezcla no caiga mientras la ponemos dentro de la manga.

Una vez que el aceite este suficientemente caliente y la manga pastelera este con todo el producto dentro, quitaremos la pinza y repartiremos la masa encima del aceite.

Iremos dando la vuelta al churro cada 30 segundos aprox, hasta que vemos que esta todo bien hecho.

Apartaremos en un plato encima de un poco de papel absorvente, para que absorba el aceite que pueda quedar en el churro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *