Atascaburras de Albacete

Algo de historia de Atascaburras de Albacete

Es una receta que viene de la cocina tradicional judía y ha pasado a la cocina tradicional de Albacete a través de los judíos conversos.

Según dice la historia, sus creadores fueron dos pastores que tras una nevada, se quedaron aislados sin posibilidad de añadir a un cocido nada más que algunas patatas y unas espinas de bacalao, pero vieron que no era lo suficientemente consistente, así que vertieron el aceite de oliva y lo machacaron bien para evitar las durezas de las espinas del bacalao.

Después de comerlo, les dijeron a sus vecinos que era una comida que «harta hasta a las burras» y se dice que de ahí le viene parte del nombre.

También se hacen referencias escritas en el siglo XVII. Cuando un burro se quedó atascado en el barro manchego (muy arcilloso) al meter y sacar las patas, se produce un sonido muy parecido al que se produce al mezclar en el mortero las patatas, el ajo y el bacalao. De ahí el nombre.

atascaburras de albacete
Atascaburras de Albacete

Ingredientes para 4 personas

1 kg de patatas

400 gr bacalao desalado

2 huevos

12 nueces

2 dientes de ajo

aceite de oliva virgen extra

sal

perejil

Elaboración de la receta de Atascaburras

Se lavan las patatas y se cuecen en un recipiente con agua durante 30 minutos.

Se sazona.

En otro recipiente con agua y sal, se colocan los huevos y se dejan cocer durante 10 minutos.

Se pone agua a calentar en otro recipiente, se añade el bacalao y se cuece durante 5 minutos.

Se reserva el agua del bacalao.

Se pelan y se pican muy finos los ajos.

Se pelan y trocean las patatas.

Se pelan los huevos y se cortan en cuartos.

Se quitan las cáscaras de las nueces y se reservan.

Se machacan los ajos y se colocan en un recipiente hondo.

Se añaden las patatas al mismo recipiente que los ajos y se sigue machacando.

Se añade al mismo recipiente el babalao desmigado y se mezcla todo bien.

Se vierte un poco de aceite, todo esto, sin dejar de remover.

Toda esta mezcla debe quedar como un puré, en caso de que se vea que queda muy espeso, se echa un poco de caldo de cocer el bacalao.

Por último, se sirve la mezcla en 4 cazuelas de barro adornadas con las nueces, los trozos de huevo y el perejil.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *