Cabrito Asado de Guadalajara

Algo de historia del Cabrito Asado de Guadalajara

Esta receta trata de una preparación gastronómica que utiliza la cría lactante de la cabra.

Por norma general se prepara en las zonas donde se cría el ganado cabrío.

En la historia de la cocina Española, existen recetas documentadas sobre las técnicas del cabrito asado, las cuales proceden del siglo XVI, las cuales fueron documentadas por el cocinero Domingo Hernández de Macenas.

Hay diversas regiones Españolas que preparan este tradicional plato en horno de leña y lo sirven en platos de barro.

Dentro de la provincia de Guadalajara, existen variantes de su preparación como puede ser el cabrito asado a la barreña (preparado en una barreña de barro), o el Cabrito asado estilo Motor.

cabrito asado de guadalajara
Cabrito Asado de Guadalajara

Ingredientes para 2 personas

2 paletillas o patas de cabrito

1 cabeza de ajo

80 ml de agua

Sal

80 ml de vino blanco

20 gr de manteca de cerdo

Varias ramas de tomillo

Varias ramas de romero

20 ml de vinagre de jerez

2 hojas de laurel

1 patata grande

Preparación

Con las manos, que será la mejor manera de extender bien la mantequilla, y sin miedo a pringarnos, untaremos bien el cabrito con la mantequilla, extendiendo una buena capa por toda la superficie del cabrito, lo vayamos a asar entero, o despiezado.

Le pondremos sal y lo colocaremos sobre una fuente cualquiera que sirva para horno, sobre la que lo vayamos a preparar, preferiblemente, una fuente de barro, que son ideales para asados largos, con la parte exterior del cabrito hacia abajo, o sea, tocando el fondo de la fuente.

Pondremos las cabezas de ajo enteras, las ramas de tomillo, de romero, el laurel, el agua y el vino blanco, entre las piezas del cabrito

Precalentaremos el horno a 200ºC e introduciremos la fuente con el cabrito en el horno.

Mientras dure el asado, cada 20 minutos aproximadamente, iremos rociando la superficie del mismo con el jugo que vaya soltando la carne.

Si vemos que el fondo de la fuente empieza a secarse, deberemos añadir un poco más de agua para evitarlo.

Una vez pase 1 hora o 1 hora y cuarto, le daremos la vuelta a los trozos del cabrito para que su parte exterior quede hacia fuera.

Dependiendo del tamaño del cabrito, deberemos tenerlo en el horno unas dos horas o dos horas y media.

Cuando vaya llegando el final del asado, deberemos bajar la temperatura del horno a algo menos de 18ºC

Cuando falten unos 30 minutos, daremos una capa de vinagre, con una brocha de cocina, la superficie del cabrito.

Añadiremos a la salsa del asado el resto del vinagre junto con algo más de agua.

Una vez añadido el vinagre, no volveremos a rociar el cabrito con más salsa, de esta forma, su exterior quedará crujiente y tostado.

Las patatas asadas las podemos preparar en el horno, al mismo tiempo que hacemos el cabrito, así que las pelaremos, las cortaremos en trozos, las pondremos en una fuente pequeña con algo de sal y aceite y al horno.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *